Vamos a Jugar

 IMG_6716 - entrenador transformacional
Por Bernardo Villar

Te invito a jugar. No hay modo de que pierdas. Puedes jugar chiquito y ganar chiquito o puedes jugar grande y ganar grande. A lo que quiero que juguemos es un juego grande. El más grande que has jugado. Más grande incluso que tu y que yo. Y te invito a jugarlo en grande.

No se puede hacer trampas, no se pueden cortar esquinas. Se juega bien o no estás jugando. Se da el 100% o no se da nada.

Es un juego en el que no hay vencedores ni vencidos, y sin embargo todos ganan. Ese es el objetivo de este juego: ganar.

Lee también
Relaciones Perfectas

Este juego no tiene una duración definida, puede durar años, meses, días, horas, minutos o tan solo unos segundos. Y puede durar más para ti que para mi o viseversa. Sin embargo, si eliges jugarlo, te llevas lo mismo si te toca jugarlo un ratico o un largo tiempo. Si lo juegas como es, siempre te llevarás todo.

Cuando se acabe en realidad no te llevarás nada. Todo lo dejarás para que otros jueguen. Sin embargo, aunque lo dejes todo, no habrás perdido nada.

El juego se llama vida y se juega viviendo. Las reglas son integridad, elección, autenticidad, liderazgo, urgencia, compromiso y enrolamiento.

Este juego no lo puedes perder pero te lo puedes perder.

Lee también
Transformando el mundo

Puedes jugarlo o hacer como que lo juegas.

¿El marcador? Tus resultados.

¿El árbitro? Tus resultados.

¿La cancha? Todo el mundo.

Es sencillo pero no es fácil. Y porque no es fácil vale la pena.

¿Qué dices? ¿Juegas?

Comparte